JAVIER MARTÍNEZ SUÁREZ

El faro del inversor

por JAVIER MARTÍNEZ SUÁREZ

Tras dedicarme desde hace más de veinte años a esto de los números, hoy me declaro fan de la economía y de sus implicaciones en nuestras vidas, que no son pocas, créanme. Gestor, profesor, divulgador y todo esto con el apellido financiero. Soy de esos locos que disfruto de mi trabajo y de mi familia. Y en mis ratos libres, “runner”.

LA DEUDA PÚBLICA TAMBIÉN SE PAGA

Tengo la sensación de que, a menudo, a nuestros políticos se les olvida este pequeño detalle: la deuda pública también se paga.

Les digo esto, porque hoy un informe oficial alertaba de que la deuda de nuestra comunidad autónoma, acabará este año entorno a los 7.000 millones de euros. Casi nada.

Si lo bajamos a deuda per cápita – lo que viene a ser la que tenemos cada uno de los que vivimos actualmente en esta Comunidad – son 5.225€ por aragonés. Y si seguimos con este ejercicio y la repartimos tan solo entre la población activa, que destinará una parte importante de su salario a pagarla, la deuda por trabajador se nos va hasta más de 12.600€.

Actualmente, el salario medio en Aragón es de 1.542€ mensuales, por lo que un aragonés medio tardaría más de 374.500 años en pagarla.

Pero, esto no es la deuda de Aragón. Es la deuda de su gobierno, que es bien distinto.

¿Y CÓMO HEMOS LLEGADO HASTA AQUÍ?

Puede parecernos que siempre ha sido así, pero no, esto no es lo normal. En 2007 la deuda aragonesa era un escaso 3.5% del PIB, mientras que en la actualidad es más del 20%.

Y solo en la última legislatura, durante el último Gobierno PP-PAR, hemos pasado de una deuda de 3.307 millones (7.4% PIB) con la que terminábamos el año 2011, a los más de 6.000 millones de marzo del año 2015. Y como vemos, esta tendencia continúa en la actualidad hasta llegar a una estimación de casi 7.000 millones de euros a finales del año 2016.

DEUDA

Fuente: Expansión – Datos Macro

Ya tienen razón los economistas clásicos, que dicen que habría que limitar las emisiones de deuda, porque si no los que nos dirigen gastan más y no necesariamente mejor. Y luego se van y nos dejan con unas deudas que tardaremos varias generaciones en pagar.

Pero esto hay que pagarlo. Aunque por suerte y solo “temporalmente”, gracias al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) los intereses son muy baratos. Solo este año 2015 vamos a destinar al pago de este concepto, 206 millones de euros. Más otros 595 millones de amortización.

Piensen en la de cosas que podríamos hacer con esos millones que pagamos tan solo de intereses. Y esto no es demagogia, es dinero.

¿PODEMOS HACER FRENTE A ESTA GRAN DEUDA?

Esto solo se puede solucionar teniendo superávit público (si, existe al menos como concepto…) o podemos intentar conseguir bajar el porcentaje sobre el PIB, si nuestra economía crece.

Para lo cual debemos, además de garantizar un equilibrio presupuestario durante un periodo largo de tiempo, conseguir un crecimiento económico sostenido y con creación de empleo de calidad. Es la única manera que conozco de acabar con este mal de la deuda.

Llegados a este punto, la pregunta es: ¿ustedes creen que nuestros políticos tienen como objetivo acabar con esta situación?

Visto lo visto, y por lo que estamos viendo, mucho me temo que no.

RECUERDE: NO SE ADMITEN DEVOLUCIONES

Si, ya lo se, estamos todos bastante preocupados con el resultado de las elecciones, como para que alguien nos cuente además que esta situación afecta y mucho a los mercados financieros, y por lo tanto, a nuestro ahorro, trabajo, etc.

Pero así es,  y en este momento, debemos ser realistas y llamar a las cosas por su nombre.

Seguir leyendo